8/03/2016

Still life

Cae la lluvia, fina, fría. Nos dijeron que entra una tormenta tropical (posible huracán) pero aquí las montañas nos protegen de los vientos y la furia del agua.

En el sexto piso se escuchan los grillos, los autos, alguna tubería rota que da la impresión de un riachuelo pasando por la cañada, donde en realidad sólo hay un parque abandonado y una cancha que nadie usa.

Anoche los fuertes vientos hacían crujir los cristales, ululando como si estuviéramos en la costa. Aquí arriba siempre es peor; me he sorprendido algunas veces de que el aire que aquí vuela la ropa, la hamaca y hasta a mí misma, en la calle de abajo no despeina los árboles.





Subscribe to Our Blog Updates!




Share this article!
Return to top of page
Powered By Blogger | Design by Genesis Awesome | Blogger Template by Lord HTML