10/20/2014

High school reunion



El sábado pasado mi prepa hizo un coctel para los exalumnos. En realidad ha habido varias reuniones de exalumnos a lo largo de los años, pero ésta es la primera vez que me animé a ir. No había ido a ninguna porque la escuela es bastante fresa y siempre me sentí un poco fuera de lugar, así que regresar a ver mis excompañeros que seguramente me iban a juzgar (o ésa era mi idea) no me resultaba nada atractivo. Esta vez finalmente accedí, especialmente porque iba bien acompañada de mi hermana y mi novio.

Tengo que ser sincera, me la pasé mucho mejor de lo que esperaba. El evento en realidad fue bastante relajado; había algunas maestras de toda la vida, incluyendo a la directora y su memoria prodigiosa, y en cuanto a los exalumnos, la mayoría eran mujeres que se graduaron mucho antes que yo, algunas pocas de las generaciones inmediatamente anteriores, una de la mía, y un grupito de recién graduados. En total habremos sido entre 50 y 70 personas. La mezcla resultó interesante y platicamos bastante, sobre todo acerca de los cambios que ha vivido la escuela a lo largo del tiempo y cómo han impactado a la comunidad. Por ejemplo, platicamos de cómo era la prepa cuando sólo había niñas, cómo fue la transición cuando empezaron a aceptar niños pero nos tenían en salones separados, y cómo es ahora que ya es una escuela mixta normal.

Fue una tarde muy agradable, distinta de mis sábados tradicionales. Sí es cierto que al principio se me vinieron encima todos los recuerdos, pero para cuando salimos ya estaba reconciliada con varios de ellos. Todo salió bien.




Last Saturday my high school held a cocktail for its alumni. There have been several reunions throughout the years, but I'd never been. For one, it's a very posh school and I always felt uncomfortable about not quite fitting in, so going back to that feeling was everything but appealing. But this time I caved, especially since the boy and my sister were going too. So I at least had a couple of hours of fun guaranteed.

To be honest, I had a lot more fun than anticipated, and the event was also rather low-key. There were a few teachers from way back when, including the principal and her prodigious memories. As for alumni, we must have been between 50 and 70 people, tops; mostly women who graduated way before me, a few from a couple of years before I graduated, and a small group of recent graduees. It was an interesting mix, with lots of different viewpoints, since the school began as girls-only, then starting accepting boys before I arrived but kept us in different rooms, and started going completely co-ed by the time I left.

It was a great evening, completely different from my typical Saturday night. It brought back a lot of memories and also conciliated me to some of those. Win-win.







Subscribe to Our Blog Updates!




Share this article!
Return to top of page
Powered By Blogger | Design by Genesis Awesome | Blogger Template by Lord HTML