3/31/2012

Todo pasa y todo queda

Cuando hay cambios grandes en mi vida que yo no busqué, mi reacción suele ser de enojo, tristeza, frustración, incomprensión, dolor. Afortunadamente, esa mezcla de sensaciones negativas no dura más de un día y poco a poco empiezo a encontrar la claridad y las ventajas de los cambios. Ya dije en otra entrada que cada obstáculo puede verse como una oportunidad y que incluso dentro de la oscuridad existe un rayo de luz. El chiste es no quedarse en la negatividad, es abrirse a las posibilidades, y, si parece que no existen, buscarlas. Porque sí existen, están ahí, esperando a que nos demos cuenta.

Hoy se cierra un ciclo más en mi vida. Uno que yo no pensaba cerrar sino hasta dentro de varios veces, pero la vida se me adelantó. Esta vez no hubo signos de alerta, simplemente un enfrenón brusco y el motor se murió. No por mucho tiempo. El apoyo de mi familia (y sí, mi novio entra en esa categoría), la comprensión de otras dos o tres personas, y la comunicación con amistades me ayudaron a retomar el rumbo.  Así que aquí estoy, cerrando y abriendo ciclos, viendo algunos deseos cumplirse y uno que otro surgir. Fortalecida por la experiencia, aprendiendo (nunca se deja de aprender) y anticipándome a lo que pueda venir en los próximos meses. Porque todavía me quedan decisiones por tomar, experiencias por vivir y caminos por andar.

Me vienen a la mente dos canciones: "Todo cambia" de Tania Libertad y los "Cantares" de Antonio Machado en voz de Joan Manuel Serrat. Les dejo la última.



Y ahora, por fin, silencio.



Subscribe to Our Blog Updates!




Share this article!
Return to top of page
Powered By Blogger | Design by Genesis Awesome | Blogger Template by Lord HTML